SALAMANCA - EDUCACIÓN
Viernes, 30 de Noviembre de 2018

La Universidad Pontifica presenta una guía para formar y prevenir el bullying y ciberbullying

ICAL - 'El acoso escolar, bullying y ciberbullying. Formación, prevención y seguridad' es el título del libro editado por los profesores Fernando González y Jacinto Escudero

La Universidad Pontificia de Salamanca presentó hoy su libro 'El acoso escolar, bullying y ciberbullying. Formación, prevención y seguridad', una publicación fruto de la colaboración de varias instituciones y organismos entre los que están Pantallas Amigas, Policía Nacional, Guardia Civil, Policía Local de Salamanca, académicos de la Pontificia, de las universidades de Salamanca (USAL), de La Rioja y la Complutense de Madrid, profesores en centros educativos, expertos en ciberseguridad o el Colegio de Ingenieros Informáticos de Castilla y León, entre otras.

El Informe sobre el Acoso Escolar en España del año pasado indicaba que uno de cada tres alumnos reconoce casos de acoso en su aula. También, que el 40 por ciento cree que los agresores tienen complejos como la inseguridad o la autoestima baja y que el 60 por ciento pide a padres y adultos que escuchen, dialoguen y conozcan más sobre el tema para prevenir más casos. El teléfono contra el acoso escolar, el 900 018 018, puesto en marcha por el Ministerio de Educación detectó más de 10.000 posibles casos de bullying desde que se creó en 2016.

Según el profesor González, "el acoso entre iguales en la escuela es una de las formas de violencia más crueles y persistentes que sufren los menores en el entorno socioeducativo". El docente destacó también que en los últimos años el fenómeno de ciberbullying tomó fuerza "amparándose en el anonimato, la repercusión y la disponibilidad permanente". Según González, lo sufren especialmente los menores con diversidad funcional, orientación sexual no heterosexual o de minorías étnicas. Para el editor, aplicaciones móviles encontraron un espacio de ciberacoso entre iguales: "Se trata de un nuevo tipo de acoso que requiere por su complejidad de un potencial formativo". También recordó que Internet es el cuarto agente socializador junto con la familia, la escuela y la sociedad: "Internet juega un papel fundamental en la relación de las personas, sobre todo en la jerarquía de poder entre quien ejerce la agresión y quien la sufre".

Por su parte, el profesor Escudero instó a los profesores de todos los niveles educativos previos a la universidad a que se formen y conozcan este tema: "todos los profesionales de la educación deben estar formados para poder ejercer de educador, conociendo inquietudes, gustos y desarrollos cognitivos, al mismo tiempo que enseñan su materia específica".

El libro cuenta con cuatro partes diferenciadas e interrelacionadas. En la primera parte, se presenta el problema del acoso escolar o bullying, y su versión tecnológica ciberbullying. La segunda parte muestra contenidos que buscan la construcción de la convivencia, la ciudadanía, la mediación, la interioridad y los recursos formativos. Posteriormente, se ponen a disposición algunos programas específicos contra el acoso y el conflicto escolar, y finaliza con una revisión de aspectos jurídicos y penales importantes sobre el sexting, el grooming, la violencia, el acoso, el ciberbullying y la ciberviolencia de género.

En el acto de presentación, desarrollado en la propia Universidad Pontificia, también estuvieron presentes varios colaboradores del libro como el inspector de la Policía Nacional, Francisco Javier Martín, el jefe de la Policía Local de Salamanca, José Manuel Fernández, y el oficial de la Polícia Local de Salamanca, Juan Luis Velasco, y el experto en ciberseguridad y antiguo alumnos UPSA, José Luis Corredera, y Alba Rodríguez, de la Usal.