VALLADOLID - EDUCACIÓN
Miércoles, 26 de Diciembre de 2018

Un total de 61 centros de FP reciben más de 600.000 euros para 216 proyectos de innovación y emprendimiento

ICAL - Los proyectos abarcan las 21 familias profesionales implantadas en Castilla y León

Un total de 61 centros públicos de Formación Profesional de Castilla y León recibe más de 600.000 euros para desarrollar 216 proyectos de innovación, emprendimiento y FP Dual durante este curso. Estas ayudas proceden del programa ‘Aula-Empresa Castilla y León’, cofinanciadas por el Fondo Social Europeo en el marco del Programa Operativo FSE 2014-2020 de Castilla y León, que se desarrolla a través de convocatorias anuales, según informaron hoy fuentes de la Junta en un comunicado.
 
La Consejería de Educación resolvió este mes de diciembre la convocatoria del Programa ‘Aula-Empresa’, con la selección de 61 centros públicos que pondrán en marcha 216 proyectos gracias a una aportación de 602.598,73 euros. Un total de 16 son centros integrados de Formación Profesional (CIFP), 42 Institutos de Enseñanza Secundaria (IES), dos Centros de Formación Agraria (CFA) y una Escuela de Arte y Superior de Diseño.
 
Los proyectos abarcan las 21 familias profesionales implantadas en Castilla y León, aumentando la colaboración con las empresas en un más de un 26 por ciento respecto al curso anterior. Dichos proyectos se desarrollarán en torno a las siguientes cuatro líneas de actuación: Aprendiendo a emprender; Investigación, Desarrollo e Innovación (I+D+I) en la Formación Profesional; Aprender de las empresas y Formación Profesional Dual.
 
Los proyectos ‘Aprendiendo a emprender’ no son curriculares e impulsan en el alumnado la autonomía e iniciativa personal, aplicando un conjunto de valores y actitudes personales interrelacionadas como la responsabilidad, la perseverancia, el autoconocimiento y la autoestima, la creatividad, la autocrítica, el control y la inteligencia emocional, la capacidad de elegir, de calcular y asumir riesgos, afrontar problemas y aprender de los errores. 
 
La segunda línea de actuación es ‘Investigación, Desarrollo e Innovación (I+D+I) en la Formación Profesional’ y se trata de proyectos cuyos objetivos estratégicos sean favorecer la generación de nuevo conocimiento, la aplicación del conocimiento existente a la solución de problemas o a la generación de ventajas competitivas, así como la incorporación de los centros docentes al proceso de innovación y de la industria 4.0. 
 
En tercer lugar está ‘Aprender de las empresas’ y engloba a proyectos que promuevan el conocimiento del alumnado de experiencias de la vida laboral correspondientes a su titulación en el propio entorno productivo, con la finalidad de favorecer la transferencia del conocimiento y la detección de necesidades de formación y cualificación. Esta línea comprende también la impartición de formación complementaria no contemplada en el currículo que amplíe la preparación del alumnado sobre conocimientos que resulten estratégicos en un determinado sector productivo.
 
Finalmente, está la modalidad de ‘Formación Profesional Dual’, cuyo objetivo será facilitar a los centros docentes el cumplimiento de los objetivos los proyectos de FP Dual que se encuentran autorizados y el correcto desarrollo de los contenidos previstos en su programa formativo.
 
Criterios y cuantías
 
La Junta tuvo en cuenta como criterios de valoración, la inclusión de los principios transversales de desarrollo sostenible y respeto al medio ambiente, la protección de la igualdad de oportunidades y no discriminación por razón de sexo, raza u origen étnico, religión o convicciones, discapacidad, edad u orientación sexual, la igualdad entre hombres y mujeres, así como una preferencia proporcional de los proyectos desarrollados por centros docentes ubicados en entornos rurales.
 
El crédito inicialmente destinado a la financiación de dichos proyectos fue de 294.000 euros, si bien, la alta participación de los centros docentes públicos, así como la calidad de los proyectos presentados y el interés mostrado por el profesorado solicitante, llevaron a que la Consejería de Educación duplicara el crédito inicialmente presupuestado.
 
Así, cada proyecto puede recibir una asignación económica de hasta 3.000 euros, y en el caso de proyectos conjuntos, donde participan en su desarrollo dos o más centros públicos, el importe se incrementa en 1.000 euros adicionales por cada uno de los centros colaboradores.
 
A la vista de los resultados obtenidos y de la positiva respuesta del profesorado y alumnado que concurren a esta iniciativa, la notable participación de los centros docentes y empresas colaboradoras, la Consejería de Educación considera que las convocatorias para la selección de proyectos del programa ‘Aula-Empresa Castilla y León’ constituyen un éxito para la Formación Profesional de la Comunidad, que contribuye al objetivo de promover una colaboración más estrecha y eficaz entre los centros docentes de FP y las empresas de Castilla y León, contribuyendo no solo a reducir los índices de fracaso y abandono escolar, sino a consolidar estas enseñanzas como una fuente de oportunidades para el alumnado a través de un itinerario de éxito.
 
Formación Profesional
 
Esta convocatoria de ayudas responde a las previsiones del Plan General de Formación Profesional 2016-2020 de Castilla y León, el cual establece como área prioritaria de actuación la transición de los alumnos desde el centro de formación a la empresa (Línea 4 ‘Conectados con el empleo’), cuyo programa operativo número 15 constituye el programa ‘Aula-Empresa Castilla y León’.
 
La Dirección General de Formación Profesional y Régimen Especial de la Consejería de Educación impulsa y gestiona este programa, en torno al cual se articulan una serie de convocatorias de ayudas dirigidas a los centros docentes de Castilla y León, con la finalidad de desarrollar proyectos que mejoren la calidad de la FP y la empleabilidad de los jóvenes a través de una mayor vinculación de los centros docentes con las empresas, instituciones y profesionales del entorno productivo.
 
Asimismo, los proyectos desarrollados por los centros educativos reforzarán el vínculo y la corresponsabilidad del tejido empresarial con la FP, potenciando la innovación, la transferencia de conocimiento y la especialización, en beneficio de alumnado que cursa estas enseñanzas en la Comunidad.